• Kayla Epstein en la corte, Madeline Halpert en Miami y Holly Honderich en Washington, D.C.
  • noticias de la BBC

subtitulos de videos,

VEA: Cómo se desarrolló la acusación de Trump en la corte de Miami en 60 segundos

Donald Trump se declaró inocente de los cargos históricos de mal manejo de documentos confidenciales en un tribunal federal de Miami, Florida.

El Sr. Trump es el primer presidente de EE. UU., actual o anterior, en estar sujeto a cargos penales federales.

En su segunda aparición en la corte este año, vestía un traje oscuro y una corbata roja, con los brazos cruzados y un silencio inexpresivo.

El republicano viajó a su club de golf en Bedminster y se dirigió a sus seguidores el martes por la noche.

Con el telón de fondo de la bandera estadounidense, Trump, el favorito para la nominación presidencial republicana de 2024, le dijo a la multitud reunida que tenía “todo el derecho” a tener documentos clasificados pero que “no tenía posibilidad de revisar todas las cajas”.

Dijo que obedecía la ley y luego citó una serie de acusaciones y quejas sin fundamento con el presidente Joe Biden y su exrival Hillary Clinton.

Más temprano el día antes de partir de Miami, Trump agradeció a la ciudad en su plataforma de redes sociales Truth Social por “una bienvenida tan cálida en un día tan triste para nuestro país”.

Apenas unas horas antes, en una sala del piso 13 de un juzgado federal en el centro de Miami, Trump, hosco y discreto, vio cómo sus abogados resolvían 37 cargos de retención ilegal de documentos clasificados y obstrucción del acceso del gobierno a ellos. declaración de no culpabilidad.

“Ciertamente nos declararemos inocentes”, dijo el abogado Todd Branch al juez.

El coacusado de Trump, Walt Nauta, un colaborador cercano acusado de seis cargos penales en el caso, se sentó en la misma mesa que el expresidente.

Al otro lado de la sala estaba sentado todo el equipo de la fiscalía, incluido el fiscal especial Jack Smith, quien anunció la acusación la semana pasada.

Al expresidente de 76 años se le permitió salir de la sala del tribunal sin restricciones de viaje nacionales o internacionales. Los fiscales le dijeron al magistrado Jonathan Goodman que no se consideraba que el acusado tuviera riesgo de fuga.

Pero a Trump no se le permitió discutir el caso con Nota.

El republicano les dio el visto bueno a sus partidarios cuando su caravana salió del juzgado después de la audiencia. Un manifestante anti-Trump con un mono de prisión salió corriendo a la calle frente a una caravana de Trump antes de ser empujado por la seguridad mientras se alejaba, quizás el momento más ingobernable de un día en gran parte pacífico.

Trump y su personal de seguridad fueron directamente al Palacio de Versalles, un popular restaurante cubano en la Pequeña Habana de Miami, donde fue recibido por una gran multitud de simpatizantes que se alinearon para tomarse una foto con el expresidente.

Parecía haber asistido a las oraciones con algunos clientes y recibió un coro de deseos de feliz cumpleaños antes de cumplir 77 años el miércoles.

subtitulos de videos,

MIRA: Diners cantan feliz cumpleaños a Donald Trump

En declaraciones a los medios fuera de la corte, la abogada del expresidente, Alina Habba, reiteró la afirmación del expresidente de que los cargos tenían motivaciones políticas.

“Estamos en un punto de inflexión en la historia de nuestro país, y los juicios contra opositores políticos clave son el tipo de cosas que se ven en regímenes autoritarios como Cuba y Venezuela”, dijo a los periodistas.

“Lo que se le ha hecho al presidente Trump debería aterrorizar a todos los ciudadanos de este país”, agregó.

Antes de la audiencia, los funcionarios de la corte dijeron que a Trump no se le tomaría una foto policial, sino que se le tomarían las huellas dactilares digitalmente y se le pediría que enviara una muestra de ADN mediante un hisopo.

Aún no se ha fijado una fecha para el juicio, pero el caso aún está asignado a la jueza de distrito del sur de Florida, Erin Cannon, designada por Trump.

más informes

Las acusaciones se hicieron públicas el viernes después de que agentes del FBI descubrieran más de 100 documentos clasificados en Mar-a-Lago, la propiedad privada de Trump en Florida, en agosto.

Se dice que contienen información sobre las capacidades de defensa y armas de los Estados Unidos y otros países, así como planes para posibles represalias en respuesta a ataques extranjeros.

Los fiscales lo acusaron de acumular documentos, almacenar algunos en salones de baile y baños y conspirar con un asistente para frustrar la investigación del FBI.

subtitulos de videos,

Partidarios de Trump fuera de la corte: ‘Le tienen miedo’

Los problemas legales de Trump no parecen haber hecho mella en su apoyo entre los votantes republicanos.

Una encuesta realizada por el socio estadounidense de la BBC, CBS, encontró que el 76% de los votantes de las primarias republicanas estaban más preocupados de que las acusaciones tuvieran motivaciones políticas que de que los documentos representaran un riesgo para la seguridad nacional.

El acuerdo establece que el Departamento de Justicia, la agencia federal que hace cumplir la ley estadounidense, debe operar independientemente de la Casa Blanca. Biden, que está bajo investigación separada por su manejo de documentos clasificados, dijo la semana pasada: “Nunca, ni una sola vez, le aconsejé al poder judicial lo que debe hacer”.

Los expertos legales dicen que los cargos criminales podrían conducir a penas de prisión sustanciales si Trump es condenado. Sin embargo, prometió seguir compitiendo por la presidencia sin importar el veredicto.

Trump está haciendo su segunda aparición en la corte en menos de tres meses. Fue procesado en Nueva York en abril por cargos de falsificación de registros comerciales para hacer pagos secretos a una estrella porno antes de las elecciones de 2016.

READ  La policía eslovaca detuvo a dos pandilleros de traficantes de armas