Connect with us

Noticias destacadas

Japón acaba de anunciar una tarifa por bolsa de plástico. ¿Pero eso detendrá su obsesión con el plástico?

Published

on

Ha sido así durante décadas.

Los minoristas creen que si los artículos no están envueltos en plástico, es difícil garantizar los estándares de seguridad alimentaria en la cadena de suministro, según un portavoz de Lawson, una cadena nacional de tiendas de conveniencia.

Pero la profunda dependencia de Japón del plástico no termina envolviendo artículos individuales.

Mientras que Japón genera menos desperdicio general por persona que la mayoría de los países desarrollados, produce más desechos plásticos por persona que en cualquier parte del mundo, excepto los EE. UU., según un Naciones Unidas de 2018 reporte.
Japón ha hecho esfuerzos para reducir el desperdicio de plástico desde su promulgación una ley en 1991 que ponen la responsabilidad de reciclar envases en las empresas.

Pero mientras que otros países han estado librando una guerra contra el plástico de un solo uso durante años, Japón ha sido lento en el juego.

Sin embargo, eso podría estar a punto de cambiar. Este mes, el gobierno japonés introdujo una tarifa obligatoria de entre 3 y 5 yenes (3 a 5 centavos) por cada bolsa de plástico, coincidiendo con un movimiento que ya se ha realizado en el Reino Unido y los Estados Unidos.

¿Es esta una señal de que Japón finalmente está listo para enfrentar su historia de amor con el plástico?

El poder del plastico

La obsesión de Japón con el plástico se remonta a los años 60 y 70, según Roy Larke, profesor de la Universidad de Waikato y editor del sitio de inteligencia de mercado JapanConsuming. En aquel entonces, Japón era visto como la fábrica mundial, pero a medida que su economía crecía, el país trató de transformar su imagen de fabricante de productos baratos a minorista premium.

Los fabricantes prestaron más atención al empaque para atraer a los consumidores que buscan calidad, y los minoristas reforzaron los estándares y siguen convencidos de que los compradores prefieren un envoltorio elaborado.

“Los grandes minoristas se ven a sí mismos actuando como árbitros de calidad para el cliente, por lo que rechazarán los empaques de calidad inferior que son demasiado simples”, dice Larke.

La preferencia por el empaque se extiende a los alimentos, tanto por la higiene como por la apariencia.

En 1993, la antropóloga Joy Hendry argumentó en su libro. “Cultura de envoltura: cortesía, presentación en Japón y otras sociedades” que la preferencia por envolver los alimentos en plástico es una parte inherente de la cultura japonesa de servicio al cliente u omotenashi.

Los artículos más baratos pueden parecer más lujosos cuando están envueltos en plástico, escribe Hendry. Da la impresión de que una tienda ofrece un servicio mejor y más considerado.

“¿Reduzca la reutilización reciclan?”

Japón puede consumir mucho plástico, pero también promueve el reciclaje como una noble empresa cívica, según Jeongsoo Yu, experto ambiental y vicedecano de la Universidad de Tohoku.

Incluso hay un mantra nacional para ello: reducir, reutilizar, reciclar.

Hay días designados para tirar desperdicios de comida, plásticos, vidrio. botellas y latas de aluminio. Muchos gobiernos locales sitios web incluya instrucciones detalladas sobre cómo las personas deberían reciclar los artículos. Por ejemplo, la ciudad de Chiba, cerca de Tokio, señala lugares designados para que las personas tiren las tapas usadas para sellar las botellas de tereftalato de polietileno (PET). También proporciona líneas telefónicas directas para las personas que desean tirar jeringas y computadoras.

Pero mientras que Japón El enfoque para clasificar los residuos parece sofisticado, en realidad el sistema de reciclaje del país está siendo abrumado por el gran volumen de plástico.

Los trabajadores clasifican los residuos plásticos desechables en una cinta transportadora en el centro de reciclaje Ichikawa Kankyo Engineering. La oficina de la ciudad de Katsushika de Tokio trae diariamente unas 10 toneladas de recursos reciclables de plástico a las instalaciones de reciclaje.
Japón genera aproximadamente 9 millones de toneladas de desechos plásticos cada año, solo superado por los Estados Unidos, que generó 35 millones de toneladas de residuos plásticos en 2017 y recicló menos del 10%.
La tasa oficial de reciclaje de plásticos de Japón es 84%, según el Plastic Waste Management Institute, un grupo financiado por fabricantes, incluido el fabricante de cloruro de polivinilo Shin-Etsu Chemical, la compañía química más grande de Japón.

Eso suena alto, y lo es, pero hay una advertencia importante para la figura, dice Chisato Jono, portavoz de Greenpeace en Japón.

READ  Faltan 26 medicamentos en la Clínica ISSSTE - LA PRENSA DE MONCLOVA

Cuando las personas clasifican sus desechos plásticos y los tiran, suponen que se convirtió en un nuevo producto plástico, dice Jono.

Sin embargo, Gran parte del plástico que se deposita en los contenedores no se convierte en un nuevo producto, ya que es de muy baja calidad y hay demasiado. Algunos van al vertedero, pero la mayoría … 56% – se incinera para producir energía, conforme a un informe de 2018 del Plastic Waste Management Institute. El proceso, conocido como “reciclaje térmico”, genera electricidad pero también produce emisiones de dióxido de carbono que son malas para el medio ambiente, explica Jono.
Una tienda de conveniencia de huevos duros está protegida en envases de plástico.
Una pequeña porción de los residuos plásticos en general de Japón se envía al extranjero para su procesamiento. En 2018 Japón era el mundo mayor exportador de desechos plásticos y chatarra, enviando más de un millón de toneladas al exterior en comparación con casi 900,000 toneladas enviadas por los Estados Unidos.

Eso, sin embargo, crea otro problema. Jono dice que una vez que los desechos plásticos de Japón pasan a otro territorio, es imposible saber cómo lo manejan otras naciones. “No sabemos si (el plástico) se recicla adecuadamente de manera que no afecte la salud de las personas en el proceso”, dice ella.

Pero con China prohibiendo las importaciones de desechos plásticos en agosto En 2017, los desechos plásticos se están acumulando en Japón, y muchas instalaciones de almacenamiento alcanzan niveles de saturación, según Yu.

Por ejemplo, en 2017, Japón exportó alrededor de 75,000 toneladas de desechos plásticos a China. Esa cifra cayó a 45,971 toneladas en 2018, luego de la prohibición de Beijing, y Japón redirigió las exportaciones de residuos plásticos a Taiwán, Malasia y Tailandia, según un portavoz del Instituto de Gestión de Residuos Plásticos.

READ  Finge ser distribuidor de Uber Eats y le roba más de 1,6 millones de pesos a BBVA

Esos países se están moviendo para reducir las importaciones de desechos plásticos, pero todavía no tienen una prohibición total.

Yu, el experto ambiental, dice que la gente en Japón generalmente piensa que han hecho su parte cuando lavan sus recipientes de plástico y clasifican cuidadosamente su basura. Pero en realidad, el problema de los desechos plásticos continuará creciendo a menos que las personas cambien su comportamiento, por ejemplo, al negarse a comprar productos envasados ​​en plástico.

“Esto animaría a los minoristas a repensar sus envases”, dice Yu.

Pasando a la innovación

A nivel local, algunos lugares en Japón han estado tomando medidas para reducir el uso de plásticos.

Los residentes de Kamikatsu en el sur de Japón, una ciudad con una población de 1,490, han estado siguiendo una política de “cero residuos” desde 2003. El esquema tiene como objetivo priorizar la prevención de residuos al educar a los consumidores para que inviertan en artículos domésticos reutilizables.

Un residente apila láminas de latas de aluminio compactadas en un centro de residuos en Kamikatsu, prefectura de Tokushima.
Kamikatsu ya está cerca de lograr su objetivo. La ciudad recicló alrededor del 80.7% de las 301 toneladas de desechos domésticos que produjo en 2019, según el consejo local, que es mucho más alto que el promedio nacional del 20%, según datos de la OCDE.

Los desechos, que incluyen plástico, papel, restos de comida y vidrio, se separan en 45 categorías, que se pueden recolectar, intercambiar o reciclar.

También se alienta a los residentes a evitar productos de un solo uso a través de un esquema que recompensa a los consumidores con puntos cuando rechazan artículos de plástico desechables como bolsas de plástico, por ejemplo, dice Midori Suga, una portavoz del consejo de Kamikatsu. Esos puntos se pueden depositar y usar para comprar otros artículos reutilizables, dice ella.

Toda la basura restante que no se puede reciclar, como el papel de seda, se incinera, por ahora.

Las ciudades más grandes también están tratando de reducir el desperdicio. En 2018, la ciudad de Kameoka, en la prefectura de Kioto, se convirtió en la primera ciudad japonesa en anunciar planes para prohibir los plásticos de un solo uso con el fin de terminar su uso para 2030, según un portavoz del consejo de la ciudad. A partir del próximo enero, los minoristas de la ciudad. será prohibido de ofrecer a los clientes bolsas de plástico, si son gratis o no.
Un trabajador clasifica periódicos y revistas para reciclar en un centro de residuos en Kamikatsu.

El futuro

Si bien la regla de tarifa de bolsa de plástico a nivel nacional marca un movimiento importante para frenar la dependencia de Japón de los plásticos, Larke advirtió que el cargo podría ser demasiado bajo para disuadir a los infractores reincidentes.

“Si alguien tiene demasiado para llevar, particularmente en una tienda de conveniencia, podría comprar una bolsa. Pero si la tarifa fuera de 10 yenes (9 centavos) o más, sería una historia diferente”, dice.

Residuos plásticos comprimidos en Ichikawa Kankyo Engineering, un centro de reciclaje en Japón.

Sin embargo, Larke agregó que los consumidores en Japón estaban genuinamente comprometidos con el reciclaje, y que los proveedores podrían revertir las expectativas de los clientes sobre los envases de plástico si incorporan eso a su comercialización.

READ  Exeter mantendrá el nombre y el logotipo de los Chiefs, pero retirará a la mascota del 'Big Chief'

Yu dice que ahora es más necesario que nunca pasar de ser una “sociedad desechable a una sociedad ecológica”. Siguiendo las tendencias observadas en gran parte del mundo en desarrollo, más personas japonesas están optando por usar botellas y bolsas reutilizables.

Pero las personas deben darse cuenta de cuánto pueden cambiar sus actitudes los modelos de negocio, dice Jono.

“Algunas empresas en Japón tienen miedo de que los compradores se quejen si no les entregan los artículos en bolsas de plástico, pero si los clientes dicen que no los necesitan, las empresas también estarán más dispuestas a cambiar”, dice Jono.

Las actitudes están cambiando lentamente. En 2018, Japón causó revuelo al unirse a los Estados Unidos al negarse a firmar el Pacto G7 para reducir el uso de plásticos de un solo uso y prevenir la contaminación plástica.

En ese momento, el ministro de medio ambiente japonés Masaharu Nakagawa afirmó Japón compartió el mismo entusiasmo por la reducción de los desechos plásticos que buscaba el Pacto G7, pero decidió no participar porque podría afectar la vida diaria y la industria.

Sin embargo, al año siguiente, Japón se comprometió a reducir los desechos de plástico desechables en un 25% para 2030, y a reutilizar o reciclar el 60% de todos los envases y envases de plástico para el mismo año.

& # 39; Onigiri & # 39; o bolas de arroz vendidas por la cadena de tiendas de conveniencia Seven-Eleven Japan Co.

Las empresas también están haciendo su parte.

Por ejemplo, en 2019, 7-Eleven Holdings anunció que estaba cambiando el envoltorio de plástico alrededor de sus bolas de arroz con un alternativa a base de plantas. Eso es significativo porque la tienda de conveniencia produce aproximadamente 2.200 millones de bolas de arroz al año, y estima que podría ahorrar 260 toneladas de plástico y reducir las emisiones de CO2 en 403 toneladas al año.

Jono argumenta que la solución no es crear plásticos biodegradables alternativos, sino pensar en formas de eliminar el uso de plásticos por completo. Ella cita ejemplos de supermercados que venden arroz y frijoles en dispensadores, lo que permite que las personas traigan sus propios contenedores y decidan cuánto quieren comprar. También sugiere echar un vistazo a lo que Japón hizo mejor en el pasado.

“Hace treinta años, Japón no usaba plásticos de un solo uso. La gente solía envolver cosas en periódicos o transportar alimentos en” furoshiki “(un paño especial) que podría usarse una y otra vez”, dice Jono.

“Mi familia solía llevar una sartén a la tienda de tofu para llevar el tofu a casa. Tenemos que recordar eso”.

Experiencia en periódicos nacionales y periódicos medianos, prensa local, periódicos estudiantiles, revistas especializadas, sitios web y blogs. Publicado por Telegraph, Guardian, Metro, Independent, The Debrief, VICE, Femail Online, Inside Housing, Press Association, Open Democracy, i-D, la revista Your Cat, Mumsnet y más.

Continue Reading
Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Noticias destacadas

He pasado hasta diez meses sin los medicamentos que necesito

Published

on

La hemofilia afecta a una de cada 15 mil personas en el mundo, según la Organización Mundial de la Salud (OMS)

  • ADRIÁN AGUIRRE
  • 19/09/2020
  • 18:50 hrs.

Habla sobre hemofilia es referirse a un trastorno hemorrágico en el que el sangre no coagula como debería.

El trastorno provoca sangrado en varias partes del cuerpo, por lo que un golpe o una lesión pueden provocar la muerte del niño si no recibe el medicamento.

Estoy de acuerdo contigo Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC), Ahi esta varios tipos de hemofilia, pero los dos más comunes son:

+ Hemofilia A (el clásico): es provocado por la falta o disminución del coagulación VIII

+ Hemofilia B: también conocida como “enfermedad de Navidad”, es causada por una falta o disminución del factor de coagulación IX.

Rhon Girón García sufre hemofilia Tipo A severo a partir de los 20 meses de edad, y desde entonces le ha costado conseguir la droga que le ayuda a mantener su calidad de vida porque en las instancias mexicanas de Salud el suministro no siempre está garantizado.

Foto: pixabay

Puedes leer: Cánceres del sangre, vinculado a una enfermedad covid-19 más grave

Hemofilia en México y la batalla por vivir en nuestro país con esta condición

A los 16, Girón Garcia, que pasa semanas sin poder levantarse de la cama por los efectos colaterales de este trastorno, ha visto cómo las escuelas no lo aceptan por su condición, por lo que estudia en escuelas nocturnas.

“Las articulaciones se están atrofiando e inflamadas. Esto ha hecho que las escuelas no lo acepten porque los maestros no quisieron responsabilizarse de un niño en esta situación”, explica su madre, Ana Lilia. Garcia, quien siempre te acompaña a todas tus citas hospitalarias.

Esta afectación de la rodilla se debe a la artrosis hemofílica, que es una de las consecuencias de esta enfermedad.

“Hemos tenido que buscar educación para adultos y escuelas nocturnas, pero no son válidos para darte la seguridad social ”, agrega Ana Lilia.

Una enfermedad rara

Es una enfermedad rara que afecta a una de cada 15 mil personas en el mundo, según la Organización Mundial de la Salud (OMS).

Foto: needpix

También te puede interesar: Prueba sangre sería un gran avance en la detección de la enfermedad de Alzheimer

Faltan medicamentos

El dolor no es el único problema al que se enfrentan Girón Garcia y otros afectados, que también tienen que lidiar con la escasez de medicamentos.

“Es difícil conseguir la medicina, además de las limitaciones que tengo para mis rodillas y codos”, explica. Rhon Girón, quien dijo que a veces debe estar en cama, con hielo y descanso, que dura meses. “Es muy estresante estar así”, dijo, señalando Efe que ha pasado hasta diez meses sin los medicamentos que necesita.

En México, el precio del medicamento con el factor de coagulación está entre $ 2000 y $ 4000 pesos y cada paciente requiere hasta 20 viales por semana, muchos no tienen acceso a Salud organismos públicos que en ocasiones no cuentan con la droga.

“El hospital no te da el factor, necesitamos solicitar a la Sociedad de Hemofilia para ayudarnos y lo hacen si el medicamento existe en ese momento, y si no, nos da crioprecipitados y antiinflamatorios que pueden ayudarlo ”, dijo. Garcia.

Adriana Cabrera vive en Tehuacán, un pueblo del sur de Jalisco, y su hijo Esteban Reyes, de 14 años, es hemofilia leve desde antes de su primer cumpleaños.

Todos los meses viajan unas dos horas a Guadalajara para sus consultas, que en los últimos meses han sido irregulares debido a que su esposo perdió su trabajo y, con ello, la seguridad social para el menor.

Esteban ha estado varias veces en el hospital por falta de medicamentos. Hace unas semanas se les notificó que le darán el medicamento que requiere cada dos meses del Instituto de Salud para él Bienestar (Insabi) promovido por el gobierno federal para brindar cobertura universal en los servicios médicos.

“Mi hijo no está tan mal como otros niños, pero ahora lo voy a tener en mi casa, que es una comunidad rural. Es difícil llegar a Guadalajara en una emergencia, y eso (tener medicinas) me deja tranquilo. ,” él admitió .

Según el director de desarrollo de la organización Hermanos con Hemofilia (Jalisco), Carlos Gaitán, la administración de coagulación VIII y IX es fundamental para mantenerlos vivos y aunque el Insabi pacientes ingresados ​​que no contaban con cobertura médica, los recursos para medicamentos aún no han llegado.

“Todavía es necesario publicar las reglas de funcionamiento de la Salud y Bienestar Aquí es donde ha sido difícil el proceso para que los hospitales acreditados comiencen a financiar y para que los pacientes reciban atención, porque por muy exigente que sea la enfermedad, no estaban bajo control hospitalario ”, explicó.

“Aunque los pacientes ya reciben consultas especializadas, necesitan que se les dé el medicamento para una atención integral. Es como tener una mesa con dos patas: si el medicamento no está, no funciona bien”, concluyó.

(Con información de EFE)

READ  El canciller 'le da la espalda' a las personas que necesitan soporte de virus
Continue Reading

Noticias destacadas

En CdMx, manifestantes instalan plantón en avenida Juárez

Published

on

Ciudad de México /

Un grupo de manifestantes montaron una sentada en la avenida Juárez, entre Paseo de La Reforma y Eje Central, en la alcaldía de Cuauhtémoc, luego de que elementos de la Secretaría de Seguridad Ciudadana de la Ciudad de México les impidieran llegar al Zócalo capitalino, donde realizarían un mitin.

Se instalaron cientos de carpas a lo largo de la avenida, donde miembros de la Frente Nacional Anti-AMLO (FRENA) cantaron arengas contra el gobierno.

Los manifestantes marcharon desde el Monumento a la Revolución, en dirección al Zócalo, pero debido a que su paso estaba bloqueado, decidieron instalar la sentada.

Algunos de los manifestantes, con banderas mexicanas e imágenes de la Virgen de Guadalupe, pidieron a la policía que los dejaran ingresar al Zócalo para hacer la protesta de manera pacífica y no afectar las carreteras.

Los integrantes de FRENA tocaron con bocinas instaladas en autos, además de respetar a los policías que custodiaban la sentada.

Debido a la protesta, la circulación de la Av. Juárez permanece cerrado, desde Paseo de la Reforma hasta Eje Central, Lázaro Cárdenas; Las autoridades recomiendan utilizar como alternativa al Dr. Río de la Losa y Fray Servando Teresa de Mier, que ya genera tráfico en la zona.

READ  El canciller 'le da la espalda' a las personas que necesitan soporte de virus
Continue Reading

Noticias destacadas

Azúcar de la historia, el arte y la medicina

Published

on

19 de septiembre de 2020 12:20 a.m. Por la Dra. Isis Betancourt *

La Habana, 19 sep (Prensa Latina) La dulce historia del azúcar comienza en la antigüedad. Manuscritos chinos del siglo VIII a.C. atestiguan que el uso de la caña de azúcar se originó en la India, en una planta originaria del suroeste de Asia y, también, en Nueva Guinea una especie originaria de los trópicos.

Luego se usó más la miel hasta que se descubrieron métodos para convertir el jugo de caña en cristales granulados, lo que sucedió alrededor del siglo V (a. C.).

La palabra azúcar proviene del sánscrito sharkara que los persas transformaron en sakar. Los griegos lo llamarían sakjar; El árabe clásico lo llamó sukkar, y el árabe español más tarde lo llamó assúkar.

Alejandro el Grande y sus soldados macedonios fueron llevados a su tierra natal, “el bastón de miel”. Los cruzados, mientras tanto, llevaron la ‘sal dulce’ a Europa después de las campañas en Tierra Santa.

En agosto de 1492, Cristóbal Colón desembarca en Canarias para abastecerse de vino y agua; Allí mantuvo una relación sentimental con Beatriz de Bobadilla. Ella le entregó unas cañas de azúcar como prenda de amor que, al llegar a América, motivaría la primera zafra que tuvo lugar en la isla de La Española en 1501. En la década de 1520 se construyeron muchos ingenios azucareros en Cuba y Jamaica.

El arte junto con la historia nos permite recordar que la producción de azúcar, como se ha reflejado en diversas obras de arte, fue el resultado de la sangre, el sudor amargo del esclavo y las lágrimas de la opresión. El historiador británico Noel Deer asegura que 20 millones de africanos se comercializaron y dos tercios de ellos se pagaron con este grano.

READ  Exeter mantendrá el nombre y el logotipo de los Chiefs, pero retirará a la mascota del 'Big Chief'

Un pueblo del sur de la República Oriental del Uruguay se llama Pan de Azúcar; así como una montaña en Río de Janeiro, Brasil, y el Parque Nacional Chileno.

Sugar Ray Robinson, en el boxeo profesional estadounidense, y la cantante cubana Celia Cruz con su frase ‘azúcar’, reflejan la presencia de esta en el deporte y el arte. Junto a recetas culinarias: tartas, postres, dulces, helados, mermeladas …, que junto al chocolate es para saborear.

Ya sea que se obtenga de la caña de azúcar o de la remolacha, este producto, que pertenece a los carbohidratos simples, es considerado una de las principales fuentes de energía para el cuerpo humano y muy necesario en sus funciones. Sin embargo, el problema surge de la proporción en el consumo y los tipos de azúcares utilizados. De los existentes, el denominado marrón o marrón es el menos procesado y el más beneficioso. Entre las ventajas que ofrece se encuentran: proporcionar la energía necesaria, una sensación de bienestar; Pero si comes en exceso, el menor de todos los males serán las caries, ya que también se relaciona con el sobrepeso, la obesidad y favorece un aumento de los triglicéridos.

Además, el uso inadecuado está relacionado con intolerancia a la glucosa, diabetes mellitus, arteriosclerosis, aterosclerosis y cáncer de páncreas. Ahora se reconoce que algunas personas son adictas a los alimentos azucarados.

Démosle al azúcar la proporción exacta en nuestras vidas y respetemos su paso por la historia y las artes.

* Maestría. Profesor Asistente de Medicina Interna, Jefe de la

Investigación en Historia, Arte y Medicina (Histartmed)

(Tomado de Medical Advances of Cuba)

READ  El canciller 'le da la espalda' a las personas que necesitan soporte de virus
Continue Reading

Trending