La jueza de Huesca archiva el caso Oikos por falta de evidencia

La jueza de Huesca, Alicia Bustillo, ha decidido archivar el caso Oikos, que investigaba supuestos amaños en partidos de fútbol español. Tras casi seis años de investigaciones, no se ha encontrado evidencia de conducta penal en los acusados.

Se mencionan cinco partidos bajo sospecha y se concluye que no hubo manipulación de resultados. La decisión se basa en una sentencia del Tribunal Supremo que no ve delito en el pago de primas por ganar partidos.

Los exjugadores Carlos Aranda y Raúl Bravo fueron señalados como cabecillas de la trama, pero tras las investigaciones policiales en torno a varios partidos, no se encuentran indicios suficientes de criminalidad. Se exoneran a varios investigados, incluidos Bravo, Aranda, Íñigo López, Agustín Lasaosa y Jesús Sanagustín.

Sanagustín, quien estaba siendo investigado por presunta falsificación de facturas para las apuestas fraudulentas, también ha sido exonerado en esta resolución judicial. La jueza ha determinado que no hay pruebas suficientes para continuar con el caso Oikos.

Con esta decisión, se pone fin a uno de los casos más mediáticos en el mundo del fútbol español, dejando a los acusados en libertad de cargos y sin responsabilidades penales.

READ  Los tres detenidos por el ataque a Alejo Vidal-Quadras: Todo sobre Karma